Entrevista con José María Ortiz y Pere Castell, de Logisfashion

12 julio, 2017

Logisfashion tiene 20 años de experiencia y especialización en una amplia gama de operaciones logísticas para Retail & Ecommerce. Por su presencia global y know how, es el socio estratégico necesario para externalizar a nivel internacional la cadena de suministro no sólo para los grandes fabricantes de moda sino para satisfacer las nuevas exigencias operativas que conlleva el comercio electrónico.

Actualmente, la compañía cuenta con un equipo de más de 500 profesionales en doce centros logísticos en diferentes países. Estos doce centros, equipados para la manipulación y distribución textil, están ubicados en España, Chile, México, Colombia, Panamá, Miami, Vietnam y China, y suman más de 132.000 m2 de superficie. Nos sentamos en una entrevista exclusiva con José María Ortiz, Director Comercial Corporativo de Logisfashion; y Pere Castell, director de proyectos y expansión de la empresa.

¿Qué balance podemos hacer del sector de la logística del textil y la moda en este último año? 
 

José María Ortiz: En lo últimos tres años la industria de la moda ha vuelto a apostar por España, lo vemos en grandes retailers que replegaron velas en 2008/2010 y que en los últimos años están regresando.

Por otra parte, el crecimiento de la venta ecommerce ha contribuido a que las marcas aumenten sus ventas sin realizar excesivas inversiones en sus puntos de venta. El negocio online ha abierto nuevas posibilidades al sector logístico ya que hay un ahorro de costes en distribución al saltarte un canal, lo que dinamiza más el sector.

¿Cuál es el balance del negocio de Logisfashion en este escenario? 



José María Ortiz: Este nuevo escenario supone una oportunidad para Logisfashion y por ello hemos desarrollado nuevos procesos adaptados al e-commerce, tanto en lo sistemas de gestión de almacenes como en herramientas tecnológicas, que nos permite controlar el incremento de ventas online. Hoy el ecommerce representa el 50% de nuestra facturación.

Logisfashion lleva creciendo a ritmos superiores al 30% durante los últimos tres años y estamos convencidos que un servicio tan especializado y a la vez flexible como el nuestro tiene todavía mucho campo de crecimiento.

En los últimos meses, Latinoamérica se ha convertido en titular de muchas de las noticias de Logisfashion… Nuevo director en Colombia, un proyecto innovador para Casaideas en Chile ¿Qué tiene Latinoamérica que no tengan otros países? ¿Qué otros proyectos quieren poner en marcha en esta región? 


Pere Castell: En LATAM en este momento se está produciendo una especialización logística en nichos de mercado. En este sentido, para nuestros clientes potenciales, Logisfashion se muestra como un operador aventajado, dado que dispone de la tecnología y el expertise para la gestión de la moda y del retail en sus múltiples canales.

Se planifican diferentes proyectos relevantes de diseño, construcción e implementación de operativas adhoc a grandes retailers en Santiago y en Medellín. Mientras que los crecimientos en México, en Ciudad de Panamá y en Bogotá se realizarán sobre las bases actuales mediante la ampliación de la superficie a comercializar.

Es destacable también el lanzamiento de una operación de e-commerce transnacional desde Panamá para atender a la región Caribe y Sur de América. Este proyecto resulta un hito porque integra varios eslabones de la cadena de suministro que nos permitirían generar una solución llave en mano, de coste efectiva y con un nivel de servicio desconocido hasta la fecha en la región (para las operaciones transnacionales)

¿Hay otras áreas geográficas donde Logisfashion también esté invirtiendo o tenga intención de invertir? 


Pere Castell: Para 2018 tenemos previsto iniciar operaciones en Perú y un proyecto en cooperación con el Banco Mundial en Haití (clúster de la moda). Adicionalmente, en los países en los que ya estamos operando, estamos evaluando nuevas localizaciones con el objetivo de ofrecer un mayor servicio a nuevos clientes (Colombia; Cali, Cartagena, Barranquilla, México; Guadalajara, Tijuana, región del Yucatán, Panamá; costa Pacífico).

¿Cuáles son sus planes de expansión en este año 2017?

Pere Castell: Para Logisfashion es un año de consolidación, de arranque de proyectos estratégicos proyectados en 2016 y de planificación y reflexión sobre los nuevos arranques de 2018.

¿Cómo ve el futuro inmediato del ejercicio profesional en la logística? ¿Qué retos deberán afrontar los profesionales logísticos? 


Pere Castell: Comprender no solamente la operación, sino también el acercamiento al negocio y necesidades de los clientes. En consecuencia, debemos mayor empatía con las estrategias de los clientes. Es necesario que estrategia y operación se den la mano y trabajen alineados en un entorno rápidamente cambiante.

¿Cómo ha influido en su negocio el despegue del ecommerce?

Pere Castell: El ecommerce ha cambiado las reglas y ha significado una oportunidad y un desafío. Finalmente la logística sale de la trastienda y es parte del rubro comercial de nuestros clientes.

La experiencia de compra, el compromiso con la promesa al cliente y la fidelización son ahora factores de la comercialización y el marketing del cual la logística es un elemento clave. Es una oportunidad de aportar valor y diferenciación que añade complejidad a nuestra actividad. Asimismo nos obliga a re-entender términos como estacionalidad o planificación, obligándonos a disponer de herramientas de gestión en tiempo real y generar operaciones altamente flexibles.

¿Y la internacionalización de las firmas de moda española? 


Pere Castell: Sin duda representa una oportunidad común. Sabemos que podemos trasladar nuestra propuesta de valor diseñada en España junto a nuestros clientes a cualquier localización, gracias a nuestra presencia global, disminuyendo tanto la complejidad de gestión como la técnica y en consecuencia disminuyendo el coste y el riesgo que significa abrir nuevos mercados.

En uno de los últimos congresos de negocio online al que asistimos, los expertos en logística insistieron en que el éxito de la logística textil reside en ser el más rápido y hacer la entrega perfecta ¿Cómo lo hace Logisfashion en estos dos sentidos y qué planes tiene para superar sus propios récords? 


Pere Castell: Los retos de la industria logística del e-commerce y en particular de Logisfashion pasan por disponer de sistemas de la información en tiempo real capaces de ofrecer los datos que el operador pueda requerir en cada momento, aplicar metodologías operativas que aseguren la calidad (nivel de servicio) de los procesos y flexibilidad en la disposición de los recursos humanos para hacer frente no solamente a la planificación, sino a los datos generados en tiempo real. Consideramos además que la automatización de los procesos es un reto que debemos vencer durante los próximos 18 meses.

Fuente: http://www.pinkermoda.com/logisfashion-entrevista/